Pablo Gonzalez y La Campora quieren impedir que las reuniones parlamentarias sea publicas

Sidebar

30
Vie, Oct

Local
Typography

Así fue calificado por Autoridades de la Legislatura Provincial tras dar conocer una nota emitida este lunes en la que se informa que no se permitirá el ingreso a las comisiones parlamentarias de nadie que no tenga la autorización del Presidente de cada Comisión.

Según la nota esta medida busca garantizar el funcionamiento de las comisiones, pero en realidad se intenta prohibir el acceso de cualquiera que no responda a los intereses del oficialismo.

Desde el Bloque de Union para Vivir Mejor rechazaron cualquier medida que impida y restrinja la participación popular y destacaron que la medida va en contra del reglamento de funcionamiento de la Camara de Diputados.

“El reglamento de la Camara es claro y destaca que las sesiones y las comisiones son abiertas y publicas y que todos los ciudadanos pueden presenciarlas”, remarcó el Diputado Alberto Lozano.

Por su parte la diputada Roxana Reyes dijo que es inadmisible que se quiera recortar la participación popular: “Necesitamos más participación no menos, necesitamos más publicidad de los actos públicos, transparencia y control de los vecinos. Tenemos que generar espacios para que todo lo que hacemos los representantes del pueblo se conocido por nuestros vecinos y todos tengan espacios para manifestarse. Encerrarse y nunca es la respuesta.”

La legisladora recordó que presentó un proyecto para que las sesiones sean transmitidas en vivo por el Canal Oficial para que todo el pueblo pueda ver lo que pasa en la legislatura.

La embestida de La Campora busca bloquear la participación en las comisiones de vecinos, docentes, jubilados y cualquier persona que quiera escuchar lo que se debate en esas reuniones. 

Cabe recordar que en las ultimas reuniones de las comisiones parlamentarias legisladores de Union para Vivir Mejor invitaron a jubilados, padres y docentes a participar para que puedan escuchar como se debatía en cada una los proyectos que presentaron, los pedidos de informes sobre las cuentas públicas, los gastos del Estado y demás cuestiones centrales ante la crisis que vive la provincia. Los legisladores del oficialismo dejaron faltaron a la mayoría de las comisiones y dejaron sin quórum las reuniones impidiendo cualquier debate. 

“Esta es una muestra más del accionar de La Campora: no quieren debatir, se esconden y no quieren la participación de los vecinos. Le tienen miedo al pueblo de Santa Cruz”, remarcó Reyes.

Por su parte Alberto Lozano destacó que es inadmisible que se busquen comisiones secretas: “no hay nada que se discuta en una comisión que no pueda ser escuchado por los vecinos. Por el contrario, son el ámbito donde es necesario sumar voces, escuchar a todos y trabajar en conjunto para lograr leyes y normas mejores y mas consensuadas.”