fbpx
25
Sáb, May

Nacional

Este fin de semana, el gobernador de Córdoba, Martín Llaryora, se pronunció en varios medios, abordando los conflictos sin desviar la atención del reclamo de su provincia.

En una entrevista con Clarín, Llaryora afirmó que no se sintió directamente afectado por los señalamientos y destacó: "No formo parte del espacio político de La Libertad Avanza y no considero que hayamos traicionado absolutamente nada".

En otro encuentro, esta vez con CNN Radio, Llaryora reafirmó su posición y envió un mensaje contundente al Gobierno Nacional: "Alguien tiene que alzar la voz por las realidades del interior en la Casa Rosada", expresó. Además, enfatizó en la importancia del consenso en la democracia: "La democracia es consenso, no capricho", agregó.

Según las declaraciones del mandatario cordobés, existe una preocupación por el impacto de la inflación en los salarios, afirmando que "el plan es licuar los salarios por vía de la inflación", lo que, según sus palabras, podría resultar en un aumento de la inflación en el interior del país.

A pesar de mantener su postura frente a las críticas de Milei, Llaryora dejó en claro que "ninguna persona de bien" desea "perjudicar a las provincias y los municipios, y menos el presidente de un país". "Lo único que hace es perjudicar a los vecinos que viven en los municipios o en las provincias", concluyó el gobernador cordobés. "Los meses que vienen van a ser muy duros", remarcó.

Si llegaste hasta acá tomate un descanso con la mejor música