fbpx
13
Jue, Jun

Economía

El salario real sufrió una caída del 11% durante la gestión de Javier Milei, según datos de la Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (RIPTE) divulgados por la Secretaría de Trabajo.

Aunque los salarios nominales aumentaron un 16,1%, la inflación alcanzó un 8,8%, lo que erosionó significativamente el poder adquisitivo de los trabajadores.

El RIPTE, a diferencia del Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA), no utiliza información de salarios brutos o netos como referencia. En su lugar, se basa en la remuneración promedio sujeta a aportes de seguridad social, que hoy tiene un tope que se actualiza trimestralmente. Esta metodología ha resultado en incrementos salariales reportados por el RIPTE considerablemente inferiores a los mostrados por el SIPA o el índice de salarios del INDEC, especialmente en los primeros meses del año. Se espera que esta situación cambie en abril con el ajuste en las jubilaciones.

¿Qué es el RIPTE y cómo se calcula?

El RIPTE se define como la remuneración promedio sujeta a aportes al Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA), percibida por los trabajadores en relación de dependencia que han sido declarados en forma continua durante los últimos 13 meses. Este índice interviene en el cálculo de la movilidad jubilatoria y en el cálculo de las indemnizaciones por accidentes de trabajo.

Sin embargo, el Ministerio de Trabajo aclara que el RIPTE "no refleja necesariamente la evolución de los salarios del empleo registrado privado". Esto se debe a varias exclusiones importantes:
- Las remuneraciones de los empleos más nuevos.
- Los componentes no remunerativos del salario.
- El excedente entre los salarios y el monto salarial tope definido para los aportes personales al sistema de seguridad social.

Estas exclusiones implican que el RIPTE puede subestimar el verdadero aumento salarial en ciertos sectores del empleo registrado privado, especialmente aquellos con ingresos superiores al tope de aportes de seguridad social.

En conclusión, mientras que los salarios nominales han mostrado un incremento, el poder adquisitivo de los trabajadores bajo la gestión de Milei ha disminuido drásticamente, reflejando un impacto negativo en el bienestar económico de los empleados registrados.

Si llegaste hasta acá tomate un descanso con la mejor música