Proponen que el aporte solidario se repita hasta el final del acuerdo con el FMI

Sidebar

16
Lun, May

Nacional
Typography

Tres legisladores oficialistas que no acompañaron el proyecto de entendimiento con el Fondo que envió el Gobierno nacional. La iniciativa establece que “por 10 años las personas más ricas del país paguen para aminorar la deuda con el organismo crediticio”.

Un grupo de diputados nacionales del Frente de Todos presentó esta semana un proyecto para volver a instaurar un aporte solidario de las grandes fortunas. En este caso, por un periodo de 10 años hasta que dure el acuerdo con el FMI. Los tres firmantes son Pablo Carro (Córdoba), Hugo Yasky (Buenos Aires) y Maria Rosa Martinez (Buenos Aires). Eligieron la abstención en la votación del jueves pasado por el acuerdo con el FMI. La exigencia de un plan para volver a instaurar un “impuesto a la riqueza” desde el sector sindical empezó a tomar forma desde que se anunció el entendimiento con el Fondo.

La idea había sido anticipada por el sindicalista y senador bonaerense Omar Plaini: “Si transferimos a lo largo de 10 años lo que fue el aporte solidario, que es lo que va a durar el acuerdo con el FMI, eso se transforma en casi 23 mil millones de dólares, más de la mitad de la deuda que se tomó irresponsablemente”, dijo hace unas semanas. “Es un aporte que pagarán por 10 años las personas más ricas del país con el objetivo de aminorar la deuda con el FMI”, explicó Carro, autor del proyecto. Y agregó: “Lo pagarán aquellas argentinas y argentinos que poseen las mayores fortunas, con patrimonios declarados superiores a 320 millones de pesos”.

Por último, la idea de este grupo de legisladores es “garantizar que el peso del endeudamiento no recaiga -otra vez- sobre las y los trabajadores, sobre las y los jubilados”. A diferencia del proyecto votado durante la pandemia, que tenia destinos específicos para lo recaudado, en este caso se propone que sea coparticipable.

Con respecto a esto y a cómo puede influir el proyecto en medio de las tensiones desatadas por el debate del FMI, Maria Rosa Martinez, una de las impulsoras del proyecto aseguró que “el bloque no se divide” por la votación del acuerdo. “El aporte en su momento fue votado mayoritariamente por todos los diputados, estoy esperando que podamos empezar a tratar y trabajar fuertemente en medidas para mejorar la calidad de vida de la gente”, aclaró la legisladora.

Por último, sostuvo que el oficialismo deberá “redoblar los esfuerzos” para conseguir consensos con la oposición y recordó que en el anterior debate por el aporte solidario fue una tarea que demandó varios meses a Máximo Kirchner y Carlos Heller. “La situación económica y política, con el agregado de post pandemia y crisis en Europa generan la crisis para tener un debate responsable”, sentenció.