Máximo Kirchner: "el préstamo que tomó Macri no fue invertido en nuestro pueblo"

Sidebar

05
Dom, Dic

Nacional
Typography

El jefe del bloque oficialista habló a un día del retorno a la presencialidad en Diputados. Planteó la necesidad de trabajar en leyes para la gente, analizó la deuda con el FMI, lo que sucede con la ley de Etiquetado Frontal y lo que sigue de cara a noviembre las PASO.

El diputado nacional del Frente de Todos, Máximo Kirchner, manifestó su interés en el tratamiento de la ley de Etiquetado Frontal de alimentos y en que la sesión sirva al conjunto de la sociedad, "más allá de que estaban distraídos en las últimas semanas con quedarse con la presidencia de la Cámara, el Congreso tiene que trabajar para la gente".

Así lo remarcó al ser consultado sobre la presencia de la oposición en el día de mañana. El titular dle bloque oficialista profundizó en este sentido y criticó a María Eugenia Vidal: "Es una pena que la candidata de la Ciudad de Buenos Aires esté más preocupada por quedarse con la presidencia que con conciliar leyes".

En ese sentido, agregó: "Pero no me soprende, es la misma actitud que tuvo cuando gobernaba la Provincia de Buenos Aires y marca que le interesa muy poco lo que pasa en la sociedad".

En otro momento de la entrevista con El Destape Radio hizo alusión al endeudamiento generado durante el gobierno de Juntos por el Cambio, "el préstamo que tomó Macri no fue invertido en nuestro pueblo, se esfumó y ahora hay que devolverlo" y resaltó que las decisiones económicas que tomaron Macri, Larreta, Vidal y Santilli "causaron un impacto muy profundo en el presente y en el futuro de la Argentina".

Sobre este punto sostuvo que "cada dólar que se utilice para pagar la deuda contraída de manera irresponsable es un dólar menos que podemos poner en la salud, en la educación, en el sector privado y los comerciantes" y dijo que lo que los preocupa es ver cómo se resuelve y cuál es la visión que tiene Horacio Rodríguez Larreta en este eje ya que no ve diferencias con Mauricio Macri. Para cerrar se refirió al resultado electoral, "no hay que vivirlo como un drama" y a los cambios en el gabinete los considerócomo una suerte de oxigenación que es parte de una construcción para seguir mejorando. "Creo en el regreso a la vida cotidiana de la gente". concluyó.